Musica

jueves, 16 de junio de 2016

Shalon Javerim:

TEMA: EL BRIT MILÁ


CLASE DOS
CÓMO LOGRAR AUTO PERFECCIÓN


Sección II.
La connotación más obvia de la mitzvá de Milá es eliminar algo indeseado. Aparentemente, el varón humano fue creado incompleto y nos fue dejado a nosotros el trabajo de completarlo, eliminando el prepucio mediante la mitzvá de Milá. Esto despierta una pregunta: ¿Por qué Elohim nos creó incompletos? Sin embargo, la respuesta es que Elohim quiso darnos la oportunidad de completarnos a nosotros mismos. La Milá es la primera expresión y la única manifestación física de dicha auto perfección. Eliminando el prepucio, que representa un bloqueo o impedimento, podemos alcanzar los más altos niveles de pureza y santidad.

1.      Maharal, Jidushei Agadot, Nedarim 32 a – Orlá significa un obstáculo en el camino hacia un resultado provechoso.

El varón es creado incircunciso. ¿Por qué? Para que cumpla su propósito, ya que fue creado con potencial pero él tiene que desarrollarlo. El cuerpo debe asemejarse al alma. Así como nuestra alma fue creada con potencial y nosotros debemos perfeccionarla, también el cuerpo fue creado con potencial. Mientras no se haya eliminado la orlá, la persona no puede alcanzar su potencial debido a que ésta le representa un bloqueo, lo que significa la palabra orlá cada vez que aparece [en las Escrituras], por ejemplo: "La orlá en vuestros corazones"(Devarim / Deuteronomio 10:15); [como se dice de Moshé] "arel sefataim", [porque tenía un defecto para hablar] implicando que no podía sacar las palabras, sacarlas de potencia a acto (Ibid.).

El prepucio representa un obstáculo, una barrera para alcanzar la santidad. Debido a que Adam fue el más semejante a Elohim que puede ser cualquier ser humano, quien utilizó hasta sus más básicos impulsos y deseos para servir a Elohim, por eso fue creado circunciso, representando físicamente el concepto de que no había nada que lo distanciara de Elohim. Él utilizó todo su ser para servir a Elohim.
 
2. Avot deRabi Natan, 2: 5 – Adam fue creado circunciso.

Adam fue creado circunciso, como dice: “Y creó Elohim al hombre a Su imagen…” (Bereshit 1:27).

La naturaleza de la relación de Elohim con Adam cambió después del pecado. Aunque antes de cometerlo, Adam estaba muy cerca de Elohim y todo lo hacía para servirlo, después del pecado perdió el control de sus inclinaciones naturales y de sus deseos básicos. Por lo tanto, después del pecado quedó incircunciso: una capa de piel – el prepucio – cubrió su circuncisión.

3. Talmud Babli, Sanhedrín 38b –  Después del pecado de Adam, su circuncisión fue cubierta por el prepucio.

Adam… Rabí Itzjak dijo: estiró su prepucio [para cubrir su circuncisión].

El mundo se degeneró desde la caída de Adam hasta el surgimiento de Abraham, quien reconoció y propagó la presencia de Elohim en el mundo.  Abraham fue el primero en recibir el mandamiento de la circuncisión.

4. Rab Tzadok HaKohén, Pri Tzadik, Amalá shel Torá 3 – El prepucio es el resultado de la trasgresión del hombre en el Gan Edén.

"Elohim creó al hombre recto" (Kohelet / Eclesiastés 7:29), y él [Adam]  nació circuncidado y de no haber transgredido, tanto él como todos sus descendientes habrían permanecido así. Nuestros Sabios dijeron que debido a su pecado "estiró su prepucio" y debido a la impureza de la serpiente éste se alargó y en consecuencia todos sus descendientes nacieron incircuncisos hasta Abraham, quien llegó cerca de completar la máxima santidad posible por el hombre. Para rectificar la impureza de Adam, al hombre le fue encomendado realizar el Brit Milá, el cual elimina dicha impureza. Al realizarlo se perfecciona y alcanza la máxima santidad posible.

5. Midrash Tanjuma, Tazría, 5 – Los actos del hombre son más grandes que los de Elohim, ya que perfeccionándose logra completarse.

Sucedió que el malvado Turnus Rufus [un general romano] le preguntó a Rabi Akiva:

“¿Cuáles actos son más bellos? ¿Los de Elohim o los del hombre?”


Contestó: “Los actos del hombre [Turnus Rufus] le preguntó: “¿Por qué se circuncidan?

Rabi Akiva le respondió: “Sabía que te referías a eso, y por ello te respondí que los actos del hombre son más bellos que los de Elohim”.

Rabi Akiva le llevó espigas de trigo y panecillos horneados, y le dijo: Éstas[las espigas] son obra de Elohim, y estos [los panecillos] obra del hombre.

“¿Acaso no son más bellos los panecillos que las espigas?”

Turnus Rufus le contestó: “¿Si Él desea la circuncisión, entonces por qué el bebé no sale ya circuncidado del vientre de su madre?”

Rabi Akiva le dijo: “Elohim entregó los mandamientos al pueblo de Israel con el único propósito de purificarlos”.

La finalidad de mitzvá de la Milá es  enseñarnos que debemos perfeccionarnos espiritualmente.

6. Sefer HaJinuj Mitzvá #2 – Completarnos mediante nuestros propios actos.

Elohim quiso que Su pueblo elegido fuese completo y que esta completitud llegara a través de las acciones del hombre.


Elohim no creó al hombre perfecto desde el útero,  lo cual viene a indicar que así como debe completar el cuerpo a través de sus actos, también debe perfeccionar a su alma a través de la conducta apropiada.

7. Ramjal (Rab Moshé Jaim Luzzatto), Daát Tevunot (La Sabiduría del Alma) Número 14 – El "primer principio" es la capacidad del hombre para perfeccionarse.

El primer principio sobre el cual se basa toda la estructura [de la manera en que Elohim dirige el mundo], es que la Voluntad Divina quiso que el hombre se perfeccionará a sí mismo y a todo lo que fue creado para él. Esto será su mérito y su recompensa: mérito, por esforzarse y estar siempre ocupado en perfeccionarse; y al lograrlo, únicamente cosechará el producto de su propio esfuerzo; y su recompensa: porque se perfeccionará, disfrutando de bondad eternamente.


Temas Claves de la Sección II:

El Brit Milá representa la búsqueda de la persona durante toda su vida por el logro de la perfección. Fuimos creados imperfectos tanto externa como internamente. Así como la mitzvá de Milá nos obliga a eliminar el prepucio, también debemos dedicar toda nuestra vida a eliminar nuestros defectos, desarraigando cualidades negativas como la arrogancia, el enojo y la indulgencia. Así como nos fue encomendada la mitzvá de Milá para corregir nuestra imperfección física, debemos lograr lo mismo espiritualmente; el logro de la perfección espiritual depende de nosotros.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario